De pintas por Londres

360 Grados Press viaja a la capital de Inglaterra y descubre algunos de los museos del pueblo, es decir, sus pubs.

[Img #17224]

El suelo mojado, el cielo gris, laacera repleta de peatones de todas las razas imaginables, las señaleshorizontales del asfalto parecen recién pintadas, los coches circulan por laizquierda y hace frío. Estamos enLondres, una ciudad tan fascinada por su pasado como por su futuro. Bajo elque será el rascacielos más alto de Europa, junto al mítico puente de Londres,se esconde un pequeño pub al que solían ir William Shakespeare y CharlesDickens. Hoy aún conserva carteles que recuerdan que el año pasado secelebraron allí los Juegos Olímpicos.


Haytantos motivos para viajar a Londres como alternativas de ocio ofrece la ciudad más poblada delviejo continente pero independientemente de las razones que te lleven a lacapital de Inglaterra es difícil que alguien no entre en uno de los miles depubs que hay por todos los barrios. Algunosson verdaderos museos, otros el mejor reflejo de la sociedad británica y todoslugares donde uno se siente como en casa. Moqueta, chimenea, música alvolumen perfecto o grupos de amigos reunidos probando las notas de la últimacanción celta que acaban de componer. Es tal la variedad de pubs que se haneditado hasta guías recomendando los que, según sus autores, son los mejores.El único denominador común de todos ellos es el horario. Salvo rarísimasexcepciones cierran antes de medianoche. La campana os marcará el aviso, esosí, podéis pedir la última ronda y quedaros charlando hasta que el camarerodisimuladamente os pase la bayeta por la cara. Ese horario de cierre seadelanta los domingos cuando a las diez y media suelen echar el cerrojo oincluso no abren, especialmente los que no están ni en el centro ni en zonasturísticas.

A continuación comparto por zonasalgunos pubs en los que estuvimos de pintas.

 

Camden

[Img #17237]
Saliendo de la boca del metro ygirando a la derecha, justo antes de cruzar el canal que da paso al corazón delmercadillo se encuentra The ElephantHead donde además de comer uno puede degustar la JohnSmith’s, esa cervezaque se anuncia con el lema ‘Pure silk in a glass’ y que no decepciona a ningúncervecero.

Al otro lado de la acera está el Oxford Arm, lugar de encuentro para losamantes del fútbol. En sus innumerables televisores se emiten en directopartidos de todas las ligas. Hay que estar prevenido para no llevarse un sustocada vez que el que equipo que sea marca un gol. Siempre hay alguien que logrita. Los fumadores tienen en la parte trasera del pub un rincón ideal. En unaterraza que ‘cuelga’ sobre el canal hay mesas de madera techadas, factor muyinteresante en Londres.

Saliendo del metro a la izquierdaencontraréis The Camden Eye un puben el que os podéis perder. ¡Es inmenso!

 

Tamesis

[Img #17231]
El paseo peatonal construido a laorilla del Támesis y que desemboca en el puente de Londres, además de ofrecerunas preciosas vistas de la City, aguarda algunos de los pubs con más historiade la ciudad. A escasos metros de la TateModern Gallery-saliendo a la derecha- se encuentra TheAnchor (34 Park St), un museo en sí mismo. En verano sus terrazas son unhervidero pero en invierno es imposible disfrutar de ellas debido a las gélidascorrientes de aire que atraviesan el cauce del río.

 

CoventGarden

Si aprieta el hambre uno debe buscarel The White Lion, no por la calidadde su cocina sino por el lugar donde degustarla. Sólo el altillo del edificioconstruido en 1888 merece la pena en sí mismo. Muy cerca de allí está The Lamb & Flag, otro de loshistóricos pubs de Londres. Se trata de un local estrecho y pese a tener dospisos lo normal es encontrar a más gente fuera que dentro disfrutando de una LondonPride. Y si unoprefiere algo más tranquilo puede optar por The Spirit of Life -¡cuidado con no quedarse dormido en sus cómodossofás!- el Cork of Bottle (33 RoseSt) para unos vinos y descansar de tanta pinta, o el Salisbury. Están todos muy cerca unos de otros.

 

NottingHill

[Img #17238]
Famoso por su carnaval y por elmercadillo, este barrio de Londres también cuenta con pubs con mucha tradición.Uno de ellos es The Market Bar,situado en la misma calle donde se instalan los puestos. Las guías turísticasdicen que el sábado es el mejor día para ir a Notting Hill. ¡No les hagáis casosalvo que os encanten las aglomeraciones y esperar por un hueco en la barra delpub! No hay premio mejor que llegar al ChurchillArms (119 Kensignton St) y degustar una buena pinta.

 

BritishMuseum

Considerado uno de los museos másfamosos del mundo, visitar el British puede llevar horas e incluso días. Lonormal es que al salir uno tenga sed o ganas de descansar un rato. Saliendo porla puerta principal y cogiendo la primera calle a la derecha encontraréis el All Bar One. No es un pub típicamentedicho, de hecho, es una cadena de locales, pero es acogedor, moderno y dedecoración muy cuidada. ¡Y sirven Guinness! Si preferís lanzaros al primero queveis… no hay pérdida: Museum Tavernestá justo delante del British pero vuestra cartera os agradecerá caminar unospasos… Si tenéis fuerza y ánimo no os arrepentiréis si llegáis hasta The Lamb (94 Lamb’s Conduit St), unamaravilla, o Princess Louise, enHigh Holborn, y un poco más lejos el CalthorpeArms (252 Gray’s Inn Road) con un ambiente de pueblo indescriptible.

 

TrafalgarSquare

[Img #17232]
Una de las calles que desemboca en laplaza coronada por la estatua del Almirante Nelson es Whitehall. Allí hayvarios pubs inmensos famosos por sus exquisitos roast, el plato que suelenpreparar los domingos todos los pubs con cocina. The Lord Moon es uno de ellos.

 

DeLiverpool Street a la Torre de Londres

Esta zona de Londres que rodea a laCity es lugar de parada obligada para muchos ejecutivos. Los pubs se llenan apartir de las cinco de la tarde, cuando las oficinas empiezan a echar el cierrey los trabajadores salen como zombies camino de su primera pinta del día. Big Chill Bar, en Brick Lane, y el Pub Minories, en la calle del mismonombre, son dos buenos ejemplos para palpar el ambiente descrito.

 

Bayswater

Este barrio de Londres situado junto auno de los laterales de Hyde Park está plagado de hoteles y de pubs, aunque escierto que la mayoría no tienen mucho encanto. Quizás el Victoria (10 Stratheam Place), el Cliveland Arms (28 Chilwork St) y el Mitre (24 Cavern Terrace) sean los que tienen más solera.

 

Os invito a todos a participar ycompletar este artículo con vuestras experiencias. Sé que faltan muchos pubspero cinco días en Londres dan para lo que dan. Tengo ganas de conocer The Ten Bells, en Liverpool St, dondeal parecer Jack el Destripador acechaba a sus víctimas, The Island Queen, en Noel Road, The Narrow Boat… y no pararía pero… ¡Será en la próxima visita!

¡Salud!

@JavierMontesCas


Adrián Cordellat

Tags:

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

cinco × 1 =

Lo último en "Viajes"

Subir