“Para ser una modelo ‘plus size’ no sirve cualquiera”

360 Grados Press se adentra en las profundidades de un ámbito escasamente investigado por los expertos y periodistas de moda. El cambio de paradigma en el mundo de las modelos está cambiando de una manera significativa por la aparición de modelos XL, como el caso de Tara Lynn, sobre las pasarelas y revistas de moda especializadas. Esta semana conocemos a Lydia Peters, deliciosa cantante de jazz, locutora y presentadora radiofónica, un ejemplo de modelo “plus size” que ha desfilado para Elena Mirò, Marina Rinaldi y ha realizado catálogos para Privalia, además fue portada de la revista Atagrama XL. Lydia Peters rompe a golpe de tacón y dialéctica miradas inquisidoras y abandera el nuevo concepto de modelo sobre la pasarela actual.

Ellas. Musas de marfil que se dibujan en miradas de terciopelo. Mujeres de dictaduras rotas, con cánones infringidos. Guerras de extremos, de mujeres de ojos de ébano que observan la presumida pasarela. Musas distintas, las que enmarcan las curvas y las que no exhiben formas. Sobre la pasarela hay una lucha, una batalla de fuegos entre mares de calma. Mujeres que reaparecen, rememoran la imagen de la exuberancia de la rubia del cine, Marilyn Monroe o la de Claudia Cardinale. Perdidas en el umbral, en el túnel de la intolerancia del mundo de la moda y pisando fuerte con tacones de libertad. Así son ellas. Muñecas de porcelana que quebrantan el silencio de la hipocresía y reivindican que otra mujer sobre la pasarela real puede existir. Acarician el carmesí de la moda, luchan ante la dictadura de los cánones, muestran una musa de sonrisa encerrada que deambula por la pasarela con paso firme y buscando una caleidoscópica realidad. Son ellas, las mujeres, las musas de las curvas, las princesas XL. Desde la aparición de Tara Lynn ha cambiado el prototipo de mujer sobre la pasarela de una manera evidente dando paso a la necesidad de mostrar a una mujer real ante la pasarela. Las modelos “plus size” o de tallas grandes son mujeres con mayúsculas que reivindican un cambio en cuanto a la imagen de la mujer. Vagando de un estereotipo de mujer fundamentado en la talla XS nos sumergimos hacia mujeres XL  que toman el relevo ante una sociedad marcada por los cánones de belleza estipulados. ¿Estamos ante una guerra de modelos XS versus XL?


 

[Img #15641]
¿Cómo una filóloga, cantante y presentadora de radio comienza en el mundo de la moda?
A raíz de hacer terapia y no me avergüenza contarlo. Sólo me arrepiento de no haberme decidido cuando tenía 18 años.

¿A partir de qué talla se considera a una modelo “plus size”?
Se considera una modelo “plus size” cuando utilizas una talla 42 española, pero me consta que en muchos reportajes se elige a modelos de la talla 40, algo que es bastante incoherente porque la talla 40 la usan mujeres delgadas.

¿Qué talla usas?
(Risas) Mis tallas son una 46 de cuerpo y una 48 para la parte inferior, ya que, tengo una cadera y un trasero considerables.

¿Por qué se buscan modelos en la pasarela de cánones insalubres como el caso de la “talla cero”?
Honestamente, no lo sé. Actualmente,  la delgadez es un valor positivo y no sólo en la pasarela. Para trabajar en televisión y firmar en una discografía tienes que estar delgada/o. Una vez un médico me contó en un programa de radio, que asociábamos delgadez a salud y fuerza de voluntad, y por eso admirábamos los cuerpos sin grasa.

¿Y esto es así?
Personalmente, he descubierto que a menudo la delgadez no es sinónimo de ninguna de las dos virtudes citadas, aunque no quiero que se considere que estoy haciendo apología de la obesidad.

¿Crees que existe una dictadura en los estereotipos de belleza?
Por supuesto que existe. Un mujer rellenita, curvilínea, gordita no puede estar bien considerada según los cánones. Como mucho, puede ser considerada “guapa de cara”, expresión que personalmente me suena más a insulto que a halago.

¿Alguna vez tu estado anímico ha decrecido con comentarios peyorativos acerca de tus curvas en una sesión fotográfica o en pasarelas?
En fotografías y trabajos sobre la pasarela como modelo nunca. Pero he sufrido por los desprecios que he recibido como cantante en los locales en los que he actuado, ya que, en uno en concreto nunca colgaban mis fotos.

[Img #15642]
¿Por qué los hombres las prefieren con curvas y los diseñadores no?
A los hombres les gusta ir con una mujer atractiva que sea admirada por el resto. En general es así, sin distinción de clase social o nivel cultural. Una mujer “gorda” no está socialmente bien vista, aunque él en la esfera de la intimidad pueda sentirse feliz junto a ella. En cuanto a los diseñadores, considero que es puro marketing asociado a los valores que comentábamos anteriormente.

¿Existe algún trato discriminatorio de modelos XL con respecto a modelos XS en el ámbito de la moda?
Depende del equipo, pero discriminatorio no. A veces se escuchan comentarios estúpidos como: “son muy guapas” o “si yo tengo una talla 46, también puedo desfilar” con mucha ironía e ignorancia. Lo que debe de saber el público es que una modelo XL no significa que “cualquiera vale” para serlo.

Puede existir que en algunos sectores de la moda opinen que las medidas XL dañan la salud ¿Qué piensas al respecto?
En el ámbito de la moda, de los medios de comunicación  y de la opinión pública.  Al tener uso de razón y sentido común,  todos sabemos qué es sano. Para una adolescente es infinitamente más sano ver imágenes de una mujer sana y fuerte de la talla 46 que a una chica de la talla 34.

¿Es salud una talla 48?
Depende de los parámetros de la altura. Una talla 48 de una mujer alta y grande no tiene por qué significar sobrepeso peligroso. Como mucho, se puede catalogar dentro de la expresión “unos quilos de más”. Por otra parte, algunos médicos, y concretamente los míos, te dirían que una 48 no es salud y a los profesionales hay que tenerlos en cuenta y escucharlos.

¿Alguna vez has perdido un trabajo cara al público por tu sobrepeso?
Sí, alguna. Y siempre ha sido un hándicap en todos los trabajos en los que he estado. Siempre existe ese concepto, aunque te dediques al medio radiofónico.

Puede que ahora comience a verse un paradigma de mujer distinto sobre las pasarelas por la aparición de Tara Lynn y otras muchas modelos de talla XL ¿Crees que la sociedad está preparada para ver a una mujer de curvas reales sobre la pasarela?
Creo que la sociedad muere de ganas de que sea así. El caso de Tara Lynn es distinto porque ahora  ha tonificado su cuerpo y ha adelgazado mucho y ahora es una mujer atractiva y no una chica guapa de la talla 48.

La imagen de la delgadez se asocia a la sofisticación, sensualidad y belleza ¿una mujer “gordita” puede otorgar una imagen atractiva y sexy?
Efectivamente.  Eso es lo que intento transmitir desde mi blog “Historias de Amor y Hambre” y con mi imagen nada recatada. No soporto “disimular”, a estas alturas de mi vida opto por mostrar mis curvas sin remilgos.

¿Cómo afecta la incorporación de las modelos “plus size” en el ámbito de la moda?
Realmente no creo que esta “curvy revolution” llegue a las altas esferas de la moda. Sólo es efectivo cuando alguno de los diseñadores más importantes, como Jean Paul Gaultier contrata a Beth Ditto para desfilar. Lo importante es llegar a la vida real, a los medios de comunicación y a la sociedad en general.

Hace un tiempo se censuró a Elena Miró en un desfile por presentar a modelos de la talla 44 ¿Cómo sentó en el mundo de las modelos XL este veto?
Se revolucionaron las redes y los medios sociales, y de hecho se hicieron debates televisivos al respecto. Yo estaba totalmente en contra de lo ocurrido, pero también me pareció que, al ser noticia, la marca obtuvo una publicidad muy provechosa.

¿Hay más vetos sobre tallas grandes en las pasarelas?
No lo sé a ciencia cierta. Mi opinión personal es que no creo que guste mucho la filosofía “curvy” en las pasarelas tradicionales.

¿Alguna vez deseaste tener la talla 34?
Nunca. De más joven quería ser delgada, pero no tanto. Admiro los cuerpos trabajados, fruto del esfuerzo del gimnasio. Actualmente, con perder lo que he engordado desde el 2009 me conformo.

Las modelos de pasarela gozan de un prestigio social importante ¿crees que con la reivindicación de las mujeres con curvas podéis obtener ese prestigio merecido las modelos “plus size”?
Desgraciadamente, no lo creo. Pero sí que se puede llegar a conseguir una difusión a otros cánones de belleza.

Las modelos de pasarela de talla 34 se les exige unas medidas exactas y que no suban de talla ¿pasa lo mismo con modelos XL?
Depende de la firma. Las grandes firmas de talla XL buscan para sus catálogos mujeres con una talla 42. Para otros trabajos se buscan la armonía y la proporción.

¿Haces algún tipo de ejercicio físico para poder mantener las curvas?
Sí. Voy al  gimnasio y hago spinning. También he empezado a practicar yoga kundalini, que ha sido mi gran descubrimiento en todos los niveles.

Esto parece una batalla entre modelos XS versus XL ¿dónde están las mujeres de tallas medias?
No creo que debamos vivir este momento como una batalla, sino como una pequeña revolución que contribuye a mejorar la vida de las personas que sufren por no seguir unos cánones que para muchas mujeres son inalcanzables. Creo que la medida de una mujer real debería de constituirse sobre la talla 42.

[Img #15640]
¿Qué requisitos debe tener una modelo XL?
Es una cuestión muy delicada. Debe de ser una mujer fotogénica, proporcionada, con un rostro y movimiento que sepan comunicar y transmitir.  Tiene que saber posar y llevar la ropa con elegancia. Saber ser sexy o discreta según la circunstancia. Saber caminar con tacones, saber sonreír y saber mirar.

¿Veremos alta costura con mujeres de tallas grandes?
Interesante pregunta. Tú como periodista de moda, conoces este ámbito de una manera muy profunda. En la actualidad, sólo la veremos en casos puntuales fruto de una estrategia de marketing.

Cuando vemos una pasarela de ropa interior o bikinis con modelos XS la consumimos como algo natural ¿por qué cuando vemos a mujeres XL en lencería nos sorprendemos? ¿Las mujeres XL no pueden tener lencería sexy o ir a la playa?
Al parecer, las mujeres XL en bikini o lencería se conciben como algo ridículo y ofensivo ante el público, cuando no debería de ser así. Observo risas nerviosas cuando vemos a una mujer XL en bikini, es algo patético porque algunos deberían mirarse ante un espejo para poder criticar.

¿Qué pasaría si viéramos un romance en las revistas de moda de una modelo XL con algún personaje público como un actor, cantante?… ¿Se normalizaría el hecho de poseer curvas?
Sería una maravilla. Por supuesto, lo primero que toda la sociedad y los medios de comunicación harían sería criticar su sobrepeso, algo que sería tan insoportable como necesario, para que nos diéramos cuenta de lo estúpidas que podemos ser las personas.

En este país parece ser un pecado tener curvas ¿rezas porque desaparezcan estereotipos de mujer?
Lo deseo con todas mis fuerzas, deseo vivirlo y disfrutarlo. Trabajando mucho y eficazmente.

Una entelequia sería que hubiera un cambio radical de paradigma social y que las modelos de pasarela fueran todas XL ¿sería también una dictadura de cánones?
(Risas) Claro. Pero como soy un poco radical estaría encantada.

¿Qué es para una modelo XL  la “operación bikini”?
Exactamente lo mismo que para cualquier chica. En mi caso, nunca poso en bikini ni ropa interior, en un futuro nunca se sabe.

Rubens inmortalizó a mujeres de proporciones generosas y rollizas ¿podrían representar la silueta de la mujer en un futuro?
No en un futuro cercano. Tal vez, en un futuro lejano, después de una era crítica de pobreza y hambruna que espero que no llegue nunca. La belleza de Rubens es algo que todos deberíamos saber apreciar, más allá del tamaño de las mujeres que pintaba. Me conformaría con que el 99% de personas con un nivel cultural supieran quien es Rubens.

¿Qué piensas de los diseñadores que opinan que las mujeres gorditas son una “ordinariez” para la moda?
Los genios de la moda siempre tienen momentos de locura. Me parece bien que lo piensen porque los peores críticos de las personas “gordas” suelen ser los que anteriormente lo fueron que no recaen jamás, como el caso de Lagerfeld que aplaudo su voluntad de hierro.

¿Cuáles son tus referentes en el mundo de las modelos XL?
Fluvia Lacerda, Tara Lynn, Charlotte Coyle (que ahora es maquilladora), Barbara Brickner, Whitney Thompson, y la desaparecida y bella Mia Amber Davis.

¿Cómo ves el futuro para las modelos “plus size”?
Muy adecuado y positivo para el prêt-à-porter que está al alcance de toda la sociedad. Por lo que, es un concepto muy gratificante.

 

[Img #15639]

Tags:

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

dos × 5 =

Lo último en "Moda"

Subir