La tendencia está en la red

El mundo de la moda está sometido a una demanda permanente de novedades e ideas. Internet ha dotado a la industria de una nueva herramienta de comunicación para transmitir sus propuestas y sus productos a nivel global. Dentro de la serie emprendida por 360gradospress para conocer cómo los sectores económicos y sociales se han familiarizado con los nuevos soportes digitales, esta semana nos metemos de lleno en los recovecos de la red, en las tendencias que emplean los sitios web de referencia dentro del mundillo y los hábitos del consumidor.

Rápido, frenético. Pulsaciones. Nervios incombustibles. Descanso y lectura. Rodea a su presa, la busca, la ataca, la pincha. Viajando de un lugar a otro. Somos nómadas de la red. Navegando en las enredadas aguas. No posee bigotes, no tiene la espeluznante apariencia de una rata. Tampoco es un ratón. No tiene pelos, muchos tienen luz. Son ávidos, sagaces, luchadores, persistentes y capaces de hallar una búsqueda final: Los ratones de los ordenadores son como los mismos periodistas, van a 120 pulsaciones por segundo hasta que al fin, tras muchas páginas y documentación desechada, depositan su tranquilidad en un texto, vídeo o imagen que interesa al dueño, al soberano que ordena. Lacayos al servicio, corteses y atentos, que juegan, revolotean, a veces se pierden en la gran pantalla, pero siempre desembocan en un final digital con alma.

El mundo de la moda está sometido a una demanda permanente de novedades e ideas. Internet ha dotado a la industria de una nueva herramienta de comunicación para transmitir sus propuestas y sus productos a nivel global. Prácticamente, todas las empresas, desde las grandes marcas de alta costura como Gucci y Prada hasta firmas menos conocidas y pasando por cadenas comerciales y grandes almacenes tienen un sitio web donde dan  a conocer sus productos y sus servicios con un apartado para la compra online.  A través de las páginas web, los clientes pueden tener acceso directo a conocer los productos de la casa, vivir una experiencia virtual, suscribirse a éstas, acceder a descuentos u ofertas especiales para el consumidor y establecer un contacto activo, fiel y directo con la tienda.

La frontera entre información y la venta on-line
La característica de este medio es personalizar la manera en que se vive la moda, lo que permite que cada cliente sienta que forma parte de la marca y de su filosofía, por lo que, se puede llegar a consolidar una amplia cartera de clientes. Sitios web como Style.com o Vogue.com han acercado el exclusivo negocio de la moda a un público más amplio, usando las fronteras ilimitadas de Internet. Aparte de educar al cliente y al espectador, Internet ha evolucionado en cuanto a la manera de interactuar la empresa con el mismo cliente. El consumidor puede y debe dar su opinión razonada con una colección, artículo o cualquier otro aspecto de la marca en cuestión. Asimismo, herramientas como el iPhone han dado un paso más en la accesibilidad a la moda y han introducido aplicaciones específicas como la de Style.com para terminales de bolsillo.

[Img #14954]
La frontera entre la información y la venta se difumina en la red. Existe una nueva generación de editores de publicaciones digitales que amasan fortunas gracias a un híbrido que combina dos conceptos: La información y la venta. Este es el caso reciente de Net-a- Porter que avanzó la tendencia y otros actores del comercio electrónico se sumaron a esta iniciativa. Los confusos límites entre información y venta se diluyeron un poco más, cuando cabeceras de prestigio y reconocimiento en la moda decidieron acortar distancias en sus contenidos, en sus reportajes y en la forma de presentar sus artículos en la red con una opción de venta on-line. Según escribía Eric Wilson el pasado septiembre en The New York Times, “la cantidad de revistas que están asociándose en portales de comercio electrónico podrían llenar un centro comercial”. ¿Por qué triunfa el comercio online? Es una pregunta que tiene una fácil solución: Por la personalización, el escaso tiempo invertido, la aventura de explorar lo online, la rapidez del envío y la facilidad de compra.

Nuevos perfiles sociales: e-fashion consumer
Todas las webs referentes al ámbito de la moda se encaminan hacia la interactividad y el conocido 2.0. La evolución e integración de las tendencias les lleva  a una apuesta por la venta online, que ha crecido un 15% en este último año. Existe una nueva forma de plantearse la venta y también aparece un nuevo consumidor: el e-fashion consumer que se  integra en los nuevos perfiles sociales. La moda siempre nos obsequió un carácter social, ahora con el auge de las redes sociales, la moda es más social que nunca.

[Img #14951]
Vivimos en una era globalizada y digitalizada, Internet no entiende de fronteras, de límites y la moda llega a todos los rincones geográficos y sociales. Las grandes casas de alta costura y el conocido prêt-a porter saben que es necesaria una presencia en Internet, pero también lo es seguir una estrategia adecuada, gestionarla correctamente, poseer clientes activos y disponer de venta online.

En este último año, la venta de moda online ha crecido a un ritmo de un 15% (frente a la caída del 7% de ventas en el sector textil), de hecho 1,7 millones de usuarios utilizan Internet para comprar ropa y las previsiones indican que el comercio electrónico crecerá a un ritmo del 10% anual hasta 2014.

El e-fashion consumer es un cliente que sigue de cerca la evolución de la moda, que participa en ella activamente, que gasta en ropa un 50% más que un consumidor normal y que encuentra en un nuevo escenario para el debate y recomendaciones sobre marcas y estilismos. La tendencia en las webs de moda es dar un espacio a sus clientes para que puedan participar de una manera activa y participativa porque los clientes activos se han convertido en prescriptores de la misma marca. Este nuevo consumidor, destaca por tener un perfil muy específico, se trata de un usuario entre 25 y 35 años, experto en moda e implicado en el sector, busca tendencias, opina, conoce, comparte y es líder de opinión.

Es un consumidor que compra con gran asiduidad en el resto de canales y emplea Internet como un medio complementario. En cuanto a lo referente a las mujeres de entre 18 y 24 años utilizan la red para informarse, comprar y recomendar en redes sociales y son más receptivas a la publicidad.

La nueva era 3.0 : ¿Bloggers versus periodistas?
La comunicación 2.0 está implantada, aunque muchas son las críticas y las miradas de desconfianza. Ahora estamos ante la nueva era, la del 3.0 donde el propio consumidor como individuo puede escribir contenidos, buscar fuentes, documentarse y expresar la opinión sobre las tendencias o diseñadores creando blogs o introduciéndose en Twitter.

 

[Img #14953]
Aquí es donde existe una confrontación entre los periodistas especializados en moda y los blogueros que no tienen ningún estudio previo sobre la moda, ya que, ellos afirman que su máxima documentación es amar la moda. Los blogs son un objeto de entretenimiento, de interacción, de relación con los demás para resurgir y recrear ideas sobre diversos conceptos. No será nunca lo mismo el blog de moda de un periodista especializado en la materia que el de un bloguero fashionista que adora la moda y todo lo que conlleva. Por ello, jamás podremos utilizar como fuente experta o especializada un blog de un individuo que carece de conocimientos previos sobre el tema, podrá estar valorado en la esfera social de Internet pero sería una soberana barbaridad que lo tomáramos como fuente para contextualizar o documentarnos en artículos periodísticos sobre la moda. Para ello, necesitamos a los mismos periodistas expertos, a los diseñadores, estilistas cualificados y a los profesores y docentes que imparten la disciplina de moda.

 

El peligro viene cuando se venera demasiado un blog de moda y se convierte en una necesidad de consulta, en una constante visita a su web y se supone como un ritual a la hora de expresarnos en términos de moda. Es necesaria una llamada de atención hacia el intrusismo laboral de las redes, ya que la participación ciudadana del 3.0 hace que los individuos sean propios periodistas, un error imposible de admitir. Los periodistas tienen algo característico que jamás podrán tener el resto de los mortales o los blogueros: sentido crítico, saber contextualizar, documentación, poseer una agenda de fuentes especializadas, capacidad de escribir a 120 pulsaciones por segundo, tener la habilidad de escuchar, leer y ver tres medios de comunicación distintos y captar las noticias más importantes, conocer la historia del periodismo y sus principios,  ser un analista, dar una opinión argumentada, ofrecer veracidad y ser honesto con la profesión, intentando basarnos en la ética profesional que tanto nos han inculcado en las facultades de Periodismo y Comunicación.

 

Los blogs y los perfiles en redes sociales han sustituido, en gran medida, los clásicos apartados de actualidad relacionados con la marca. El lenguaje y la forma de comunicarnos están cambiando y resulta más sencillo y participativo comunicar los movimientos de la marca a través de un blog, pero nunca se sustituirá la fuente oficial o experta por la opinión y contenidos de un bloguero.

¿Qué filosofía tienen las webs de moda?
??La mayoría de las webs de moda además de buscar la originalidad, creatividad, limpieza y orden, también se vela por mantener la coherencia con la marca e integrar las tecnologías más punteras (por ejemplo integrar vídeos sobre las nuevas colecciones). Lo más habitual es utilizar para fondos y marcos el blanco, el negro y el gris. De forma mayoritaria encontramos webs con diseños muy limpios, con poco contenido, escaso texto y donde las protagonistas son las imágenes de las nuevas colecciones.

El uso del flash en la totalidad de la web va perdiendo fuerza, aunque sí sigue estando presente en destacados y cabeceras. Se buscan, sobre todo, diseños básicos, funcionales e intuitivos. En cuanto a la originalidad y la creatividad, el formato blog va ganando adeptos en los últimos años, bien como único diseño, algo independiente, o bien, como un apartado más integrado dentro del site. En un espacio determinado  se dedica a informar de otras novedades: promociones en tienda online, flyers con descuentos, enlaces al blog de la marca, acceso a aplicaciones en dispositivos móviles…

[Img #14955]
La web tiene como meta convertirse en un nuevo canal de comunicación entre la marca y su público potencial, por ello se busca y reafirma la participación. Es fundamental facilitar el contacto con el cliente, la mayoría de las webs tienen una pestaña donde se indica el “contacto” en el menú principal para que los consumidores los puedan localizar. La newsletter es otra de las herramientas de contacto que más éxito está teniendo, y casi un 50% de las webs cuentan con este servicio.

Por otro lado, la posibilidad de que el usuario pueda agregar a la web sus propios contenidos es algo que sólo ofrece un mínimo de las páginas web. Lo mismo ocurre con los recursos multimedia, tienen una gran acogida y cada vez son más las sites que los incluyen para dinamizar sus contenidos.

Webs de moda especializadas
Las webs especializadas en el tema de la moda son por excelencia Style.com y Vogue.com. Ambas son dos fuentes de información fundamentales para los interesados en la moda. Incluyen información sobre las últimas tendencias, noticias, reportajes y vídeos de diversas marcas de ropa. En el caso de Vogue, se intentó realizar una pasarela en la calle, los usuarios presentaban su look para ver si era trendy y votado por los demás, en el foro se podían dar opiniones y críticas sobre cada uno de los estilismos. Otra página que está en plena ebullición es Modeaparis.com.  en esta página hallamos contenidos de las casas de alta costura y prêt- a porter, además de perfiles de diseñadores, contactos de prensa y muestras de colecciones. Una página dirigida a profesionales del sector.

El auge de la compra online
En cuanto a la acción de compra, los usuarios prefieren realizar sus compras directamente en la tienda online de la marca, mientras que un 34% acude regularmente a outlets online a realizar sus compras y un 24% se decanta por sitios de subastas y segunda mano. Los factores más valorados a la hora de comprar son el precio, los descuentos, la rapidez del envío y la facilidad de compra.

Con un solo clic nos transportamos a otra parte del mundo, con un solo click volamos nuestra imaginación, con un solo clic compramos moda, con un solo click somos opinadores de moda, con un solo clic conocemos a personas, con un solo clic bailamos en las redes sociales. Ahora es el turno de hacer clic en contenidos de calidad, en periodistas que surcan las redes, en diarios digitales que ofrecen la dignificación de los periodistas y en publicaciones especializadas de moda. Ahora, abrimos nuestra mente, que también va a 120 pulsaciones por segundo en la nueva tendencia digital.

@inmaAB1

Laura Bellver

[Img #14940]

Tags:

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

cinco × dos =