Julio Gómez (XEMV): “Una emisora municipal es radio de calidad y la más próxima que puede tener el oyente”

El presidente de la asociación que aglutina a 12 estaciones municipales de la Comunitat Valenciana analiza para 360gradospress.com hacia dónde camina el sector

ÓSCAR DELGADO, Valencia. Las emisoras municipales de la Comunitat Valenciana han encontrado en la XEMV, Xarxa d’Emissores Municipals Valencianes, una forma de hacerse fuertes frente a la estacionalidad electoral con la que conviven, la provisionalidad perenne de las frecuencias por las que emiten, la dejadez administrativa que las arbitra y el aislamiento provincial al que tradicionalmente se han visto sometidas. 360gradospress.com ha mantenido una entrevista con el presidente de la asociación, Julio Gómez, quien también dirige una de las estaciones asociadas, Radio L’Om de Picassent, y que anuncia la puesta de largo de la XEMV para primeros de 2009, con su presentación en sociedad y con el lanzamiento de la página web de la asociación.

Por el momento son 12 (de las 31 que actualmente emiten con una periodicidad diaria en la Comunitat) las estaciones que han comenzado a intercambiar contenidos, propuestas, temáticas y programas con el afán de mirarse al espejo de otras comunidades donde la radio pública local ha registrado un crecimiento mucho más pronunciado que en la Comunitat Valenciana, como es el caso de Galicia, Andalucía o Cataluña. Precisamente, las radios públicas locales catalanas celebraron hace unas fechas un congreso al que asistió la XEMV y en el que participó de forma activa, a través de la emisora municipal de Aldaia, en una mesa redonda sobre la relación entre la radio y las nuevas tecnologías.

El nacimiento de la XEMV viene precedido de otros intentos asociativos de emisoras municipales que no cuajaron en la Comunitat Valenciana, la Aema (Asociación de Emisoras Municipales de Alicante) y la Aemycu (Asociación de Emisoras Municipales y Culturas de Castellón y Valencia). La cuestión lingüística y la diferencia del uso del valenciano entre provincias fueron determinantes para ese frenazo que Julio Gómez cree que la XEMV superará “intercambiando programas en valenciano y en castellano, algo que de hecho ya hacemos. Evidentemente, hemos de cumplir con la ley que nos obliga que el 50% de programas sean en castellano y el 50% en valenciano, pero la XEMV es integradora. Para el proyecto de informativo conjunto semanal no será un problema, de hecho ahora mismo estamos escuchando noticias de l’Eliana, por ejemplo, donde principalmente se habla el castellano”.

Gómez va más allá al saberse conocedor de anteriores tentativas asociativas y considera que “más que fracaso vivieron un momento convulso y complicado; la radio municipal explotó en los 80 y perdió fuelle en los 90”. Con todo, apela al momento actual para animar a las emisoras que aún no están a la XEMV a sumarse con un mensaje optimista: “Vivimos un buen momento, ratificado por la asociación y con detalles como el que una emisora como Aldaia Radio haya recibido de la Asocación Catalana de Radio el premio al mejor programa. El que se haya hecho aquí en nuestra tierra significa que tal vez estemos muy valorados fuera y que tendríamos que valorarnos más aquí y quitarnos el corsé de que una emisora municipal es una forma de hacer radio aún por desarrollar”.

PROVISIONALIDAD Y FALTA DE CONTROL ADMINISTRATIVO
Desde que se legalizó la radio pública local a través de la Ley de Ordenación y Control de las Emisoras Municipales de abril de 1991, ninguna estación valenciana ha obtenido la licencia de frecuencia definitiva. El presidente de la XEMV defiende que se debería tener más en cuenta que “una emisora municipal es radio de calidad y la más próxima que puede tener el oyente en su pueblo”. Con todo, Gómez asegura que “realmente convivimos bajo una situación de alegalidad y no es por no pedir, sino porque se nos da una reserva de frecuencia, se nos indica que mientras no cambien las cosas que sigamos ahí e intentamos molestar lo menos posible. Pero mira en qué situación estamos nosotros, que tenemos el respaldo de los ayuntamientos pero, ¿qué hacemos con las emisoras privadas/piratas?”.

Gómez lamenta la falta de control de las instituciones competentes en la materia y cree que lo primero que habría que hacer es “detectar que hay un problema”. En este sentido, afirma que “el dial de FM está saturado, pero creo que las instituciones no lo ven como un verdadero problema, sólo se pronuncian cuando se produce la llamada de que molesta en las emisiones una determinada emisora, con la solución salomónica de que ‘apaga tú’ o ‘apaga él’ o ‘muévete tú’ o ‘que se mueva él’. Parches que no solucionan el problema”.

La XEMV fue constituida en marzo de 2007 y aglutina a las emisoras municipales de Aldaia, Alaquas, Burjassot, Picassent, l’Eliana, Marines, Villanueva de Castelló, Pego (Alicante), Albal, Godella, Almassera y la reciente incorporación de la única estación pública y local de la provincia de Castellón, la de Benicarló.

Óscar Delgado

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

nueve + 15 =