Algo más que un juego

360gradospress acude a la First Lego League Asturias, un torneo clasificatorio de la mayor competición internacional de robótica para escolares.

[Img #12625]
Creatividad,ciencia y tecnología para mejorar la calidad de vida. Este es el objetivo quepersigue la First Lego League, un torneo internacional en el que este añoparticiparán más de 165.000 escolares de entre 10 y 16 años de sesenta países.360gradospress acudió este fin de semana en Gijón a las pruebas clasificatoriasde la fase asturiana para la gran final nacional que tendrá lugar en Bilbao afinales del próximo mes y de donde saldrán los equipos que representarán aEspaña en las competiciones a nivel internacional.


Todoslos años la organización del campeonato lanza un desafío que marca las pruebasa desarrollar en la competición. En esta edición el desafío es la biomedicina.Los equipos deben diseñar robots conjugando innovación, creatividad y trabajoen equipo. Los participantes llevan meses elaborando sus proyectos, todos basadosen un denominador común: robots fabricados con piezas de la marca de juguetesLego.


[Img #12624]
Conestas famosas piezas de plástico de colorines diseñan robots que luego tendránque superar una serie de pruebas sobre una mesa de juegos en el menor tiempoposible. El robot, al que incorporan un microordenador y varios sensores, tieneque unir piezas o desplazarlas, identificar colores, activar mecanismos,trasladar muñecos de Lego de un lado a otro… Son misiones. En total hay catorcey cada una tiene un valor en puntos. Los equipos que más sumen se proclamanganadores. La mesa de juego, donde compiten cara a cara dos equipos, estárodeada por árbitros que controlan el cumplimiento o no de las pruebas. Doscámaras de televisión graban las partidas que se proyectan sobre una pantallagigante. Hacia ella se dirigen las miradas del auditorio que estalla enaplausos cada vez que un robot completa una misión. Es curioso ver cómo unaspiezas de Lego se mueven solas completando las órdenes. Más que un juego pareceun milagro. No hay ningún mecanismo de control remoto. Los alumnos programansus robots para que paso a paso vayan completando las distintas pruebas.Tecnología, ingenio.


[Img #12623]
Enel caso de Gijón, cerca de trescientas personas llenaron el salón de actos delPalacio de Congresos del Recinto Ferial Luis Adaro para contemplar el torneoclasificatorio. En las butacas, familiares y amigos provistos con pancartas,globos y un ambiente de muchos nervios. Detrás, horas y horas de trabajo.Prueba de ello son los proyectos científicos que presentaron los escolaresasturianos. Unos buscaron un mecanismo para copiar en un disco duro el cerebrode las personas que van a padecer alzheimer, otros camillas robotizadas parahacer el primer reconocimiento a los pacientes que ingresan en Urgencias, otrosbrazos biónicos para personas con extremidades amputadas… Son sólo tresejemplos. Ahí es nada.


Estáclaro, el Lego es más que un juego

Porcierto, los equipos del Colegio Santo Domingo, de Navia, y del InstitutoJerónimo González, de Sama de Langreo, acudirán a la gran final nacional trasimponerse en la First Lego League Asturias organizada por la Fundación CTIC.Este sábado la competición se traslada a Cornellá. Más robots, más ingenio.

V.P.

Tags:

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

10 − cinco =