Downtown, el humor contra los tabúes

Según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística, en España viven aproximadamente 34.000 personas con Síndrome de Down. Naciones Unidas, por su parte, apunta que a nivel global cada año nacen entre 3.000 y 5.000 niños con esta condición genética. Muchas asociaciones luchan día tras día por la inclusión y autonomía de este colectivo que, sin embargo, aún resulta un tanto desconocido para gran parte de la sociedad. En 360 Grados Press hemos conocido a un tándem creativo que ha encontrado una original forma para romper esta barrera.

[Img #15565]
Rodrigo García y Noël Lang son cuñados. El primerotrabaja en una agencia de diseño y el segundo tiene una de publicidad. Ningunode los dos contaba con experiencia en el mundo del cómic hasta que un día proyectaronuna singular idea. “Mi tío Pablo tieneSíndrome de Down. A Rodrigo y a mí se nos ocurrió que el formato de tira cómicapodía ser muy oportuno para contar la forma que él tiene de ver el mundo y susocurrencias. Así, convertimos a los niños con Síndrome de Down en protagonistasde un cómic para reivindicar sus derechos“, explica Noël, guionista delmismo.


 

La red social Facebook fue el punto departida. Una tira cómica a la semana, la frecuencia. Y la respuesta del públicono se hizo esperar: los fans empezaron a contarse en cientos a los pocos mesesde haber estrenado la página. Ahora, dos años después de su comienzo y con estatrayectoria como aval, Rodrigo y Noël han presentado el proyecto a doseditoriales. El pasado mes de marzo, una de ellas, Dibbuks, lanzó un libro recopilatorio enEspaña. La otra, Diábolo, tieneprevisto publicarlo en Estados Unidos a finales del presente año. Sin embargo, éstano será la primera vez que Downtown ‘cruce el charco’, pues hace tiempo que laAsociación de Síndrome de Down de la República Argentina (ASDRA), tras conocerla iniciativa por Internet, incluye una tira en su boletín trimestral.


 

[Img #15567]
Estamosbastante sorprendidos y, también, aliviados. Al principio teníamos laintranquilidad de que podría no gustar al tratar un tema delicado. Pero, salvocasos muy concretos, la gente se ha volcado mucho“, afirma Noël alrespecto. De hecho, el interés despertado por Downtown ha sido tal que laspropuestas de colaboración no han dejado de llegar en todo este tiempo. “Hay padres de niños con Síndrome de Down quequieren intentar que el cómic se publique en su país, como México o Venezuela,y se ofrecen para llevarlo a editoriales. En Francia, incluso, hay quien se haofrecido a traducirlo“, comenta su creador.


 

Pero más allá de Rodrigo y Noël, los responsablesde este éxito son un grupo de cinco niños anclados en la década de los 70.Todos ellos son amigos y acuden al mismo colegio de educación especial. Superspectiva y sus vivencias son las que dan forma a las historias de estastiras cómicas. “Todos los personajestienen sus manías y sus rutinas muy estructuradas, que es una característicamuy propia de las personas con Síndrome de Down. Por ejemplo, Blo es elprotagonista y siempre lleva consigo el disco Downtown de Petula Clark, que esel que da nombre al cómic. Luego está su novia, Bibi, la más sensata del grupo;Miguelote, el más grande y perezoso, inspirado físicamente en mi tío Pablo;Ruth, la más coqueta del grupo; y Benjamín, que no tiene Síndrome de Down, sinotricotilomanía, un trastorno de la conducta que hace que te arranques el cabellocuando algo te produce estrés o te pones nervioso“, describe Noël.


 

[Img #15566]
Situaciones cotidianas y reacciones inocentesplasmadas en una ilustración. Esta es la fórmula que Downtown emplea paralograr esa integración social que aún hoy se resiste. Mágica o no, parece queestá funcionando. “Que vayas a cualquierlibrería y haya un cómic con Síndrome de Down es parte de esa normalización quebuscamos. La cuestión es que no te lo plantees, que veas el libro con un niñocon Síndrome de Down y te puedas reír sin complejos, como te ríes con cualquierotro personaje. Muchas veces, aquello de lo que no se puede hacer humor seconvierte en tabú y eso es lo peor que puede pasar“, concluye el guionista.Porque desdramatizar esta condición puede sonar descabellado o imposible paramuchos, pero estas tiras cómicas están demostrando que se trata de un pasoprevio para la naturalización que aproximadamente 34.000 personas en España,más familiares y amigos, esperan y merecen.

Tags:

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

diecisiete − once =