De fondo, el desierto

José Manuel Pellicer, ganador pionero del Africa Race, analiza para 360gradospress el futuro del off-road y del Dakar

360GRADOSPRESS, Castellón. Ganador de la primera experiencia de rally off-road en África (Africa Race) tras el traslado del Dakar oficial a tierras argentinas y chilenas, el castellonense José Manuel Pellicer emprende un período de preparación al cumplirse un mes de su victoria. De regreso a casa, alejado de las exigencias de la carrera, el piloto del equipo BMW-Burn-Profiltek reposa su éxito y analiza para 360gradospress los retos que afrontará en el futuro, el sentido de que convivan dos off-roads como el Africa Race y el Dakar y las claves para superar los riesgos de unos rallies diseñados para que sólo sobrevivan hasta el final los mejor preparados, tanto física como emocionalmente.

360gradospress: ¿Cómo se repone uno de un rally tan duro como el Africa Race?

José Manuel Pellicer: Descansando unas semanitas y volviendo a entrenar poco a poco, haciendo un poco de bicicleta en plan suave y cuando te apetece moto, pues otra vez moto.

360: ¿Es beneficiosa para los pilotos esa bifurcación producida entre el Dakar y el Africa Race?

JMP: Yo creo que sí. El hecho de que haya competencia entre carreras aporta mejores oportunidades para todos, especialmente para los pilotos.

360: ¿No es un problema para los patrocinadores a la hora de elegir dónde invertir sus esfuerzos?

JMP: No, porque lo tienen claro, la mayoría apunta hacia el Dakar. Es la carrera que se lleva la tarta de los patrocinios.

360: En el seno del Africa Race, ¿os llegaban noticias del otro rally que se estaba disputando entre Chile y Argentina?

JMP: Sí, llevábamos un periodista de marca que nos mantenía informados día a día.

360: ¿Qué vas a hacer en la siguiente edición?, ¿Africa Race o Dakar?

JMP: Tomaré la decisión con el sponsor, aunque hay muchas diferencias en el apoyo económico que recibes, Por ejemplo, alguna institución aporta 12.000 euros si voy al Dakar y 3.000 si voy al Africa Race; te ponen entre la espada y la pared.

360: Ya en la carrera, ¿notaste muchas diferencias entre el ambiente del Africa Race y el del Dakar?

JMP: No, el ambiente ha sido siempre muy bueno; se notó que la organización quiso que la sintiéramos lo mejor posible. Desde la gala de apertura hasta todo el desarrollo de la carrera hemos tenido mucha confianza y buen ambiente.

360: ¿El Africa Race no ha tenido que afrontar los mismos peligros y condicionantes políticos que obligaron a suspender el Dakar el año pasado y trasladarlo a América?

JMP: El problema yo creo que siempre ha venido más de intereses políticos y monetarios que de la carrera en sí. Y esos condicionantes no afectaron en nada a la Africa Race, no hubo problemas en los pasos fronterizos y no notamos nada.

360: ¿Has hablado con Marc Coma –ganador del Dakar- después de tu victoria en la Africa Race?

JMP: No, no he hablado con él; normalmente no coincidimos. A lo mejor le veo la semana que viene en Barcelona.

360: Parece que tu BMW ha ofrecido un buen rendimiento

JMP: La verdad es que así, estoy muy contento. La moto ha cumplido muy bien en su primera carrera en África.

360: Ganaste 10 de las 11 etapas, ¿te hubiera gustado hacer pleno?

JMP: No es necesario ganar todas, cumpliendo el objetivo de ganar el rally, lo demás sobra.

360: Y ahora, ¿qué?; ¿cómo es un día en la vida de José Manuel Pellicer tras haber tenido el tiempo suficiente para reposar la victoria?

JMP: Pues la verdad es que es un poco estresante. Estoy todo el día en carretera, conduciendo. De Francia a Alicante, de Alicante a Castellón, buscando huecos mientras para entrenar y consiguiendo los recambios que necesito porque el equipo es pequeño y me tengo que encargar yo de ello.

360: A otro deportista hay que preguntarle por las horas de entrenamiento, ¿a ti hay que hacerlo por los kilómetros que haces al día con la moto?

JMP: No, no, no. Algo nornal; si puedo la cojo dos o tres horas al día y reservo una hora para hacer remo; media hora de cinta; veinte minutos de piscina, hay que hacer de todo.

Óscar Delgado

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

diez − nueve =