Con Londres 2012 en el punto de mira

360 gradospress entrevista a Sugoi Uriarte, actual campeón de Europa de judo y subcampeón del mundo. Nos explica cuáles son sus próximos retos y algunas curiosidades sobre el día a día de uno judoca.

[Img #12533]
Sugoi Uriarte decidió un día, hace ya muchos años, que losuyo eran las artes marciales. Desde entonces su nombre ha estado ligado a esedeporte donde sobran las patadas.”Nosotros somos cuatros hermanos y a mispadres les gustaba el judo por el respeto que inculca y porque los médicos les habían hablado muy bien de estedeporte. Es muy completo a nivel mental y físico. Está recomendado para losniños pequeños. Apuntaron a mi hermano mayor, después vino mi hermana y yo. Amí me apuntaron a un montón de deportes y al final estaba entre el fútbol y eljudo”. Y como demuestra su palmarés, es obvio que acertó en su elección.

 

En su futuro más inmediato se entrelazan cinco anillos dediferentes colores que en 2012 tendrán por hogar Londres. “Nos vamos del 13 al18 de enero al Master Mundial donde compiten los primeros 16 deportistas delranking del mundo, porque son muchos puntos para la clasificación olímpica. Miobjetivo tras las medalllas del campeonato del mundo y de Europa es la medallaen la olimpiada”. Y es que, como señala, el pasaporte para el gran eventodeportivo se consigue colocándose entre los 21 primeros de la clasificaciónmundial. Eso sí, ahora es el hombre a batir en el viejo continente: “El europeoes en abril. Es muy complicado, pero si voy es para ganarlo”

 

Deportista e ingeniero

[Img #12535]
Ya se sabe que el deporte es hermano gemelo del esfuerzo.Uriarte nos cuenta que él practica judo de lunes a sábado entre 4 y 5 horasdiarias. Además del tatami, hay que trabajar el apartado técnico por loque  dentro de la rutina física siempre corre entre 5 ó 6 veces a la semana. “El domingo descansamos.Ese día sólo hago una carrerita para quemar lo que hemos comido y ya está”.Este vitoriano afincado en la Comunidad Valenciana nos cuenta que reparte susjornadas entre el judo y los quehaceres de cualquier mortal, como trabajar. “Yohice una ingeniería técnica, luego la superior y ahora un máster. Trabajo unashoras por la mañana, porque si sólo tienes el judo, en cuanto te falle tienesun gran problema. Cuando se acaba la vida deportiva a los 30 años, sino estásformado a ver qué vas a hacer con tu vida”.

 

Un deporte apto para todo el mundo

Le preguntamos a Sugoi si el judo es apto para cualquierpersona, porque viéndolo desde fuera cualquiera piensa que es necesaria unacondición física especial. “Lo bueno es que como está dividido en pesos puedeparticipar cualquiera porque se adapta”, apunta. “El que es muy flaquito ytiene poca fuerza pues es muy ágil y habilidoso, y estaría en la categoríainferior en peso”.

Por último le preguntamos, cuál cree que es la clave paraser un buen judoca. “La gente prepara muy bien la técnica y el físico, pero loque marca la diferencia es tener una cabeza de ganador. Saber anticiparse a loque va  a pasar y saber cómo actuar encada momento”.

Estefanía G. Asensi

Tags:

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

4 × dos =