Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Talia García Pascual
Miércoles, 11 marzo 2015
Viajes

Byron Bay, ese pequeño paraíso bohemio

Marcar como favorita

Byron Bay no es una ciudad, es una forma de ser. Este pequeño pueblo situado a 150 km de Brisbane, en la costa este de Australia, ha conquistado el corazón de muchos españoles. Ahora son cada vez más los jóvenes de nuestro país que que se animan a caminar descalzos por sus playas, disfrutar de las 'good vibes' del lugar y, por qué no, permanecer una larga estancia. De la mano del Javier Belda, joven valenciano que se aventuró a pasar dos años en este pequeño pueblecito australiano, 360 Grados Press se sumerge en la bohemia de ‘Byron’.

[Img #21708]

 

Terminas la carrera de turno y, sin darte cuenta, estas en ese punto de inflexión en el que no sabes hacia dónde tirar. Por no saber, no sabes ni lo que realmente te gusta hacer. Esa misma fue la situación en la que se encontró Javier hace tres años, cuando rechazó un trabajo como profesor de Educación Física para el que había estudiado seis años de carrera, y se aventuró a viajar a la otra parte del mundo. A día de hoy esto parece una locura, “¿Cómo rechazas un trabajo con la que está cayendo?” A esas mismas críticas se enfrentó Javier, pero sentía que ese no era su camino, que necesitaba exigirle más a la vida. Hoy, con brillo en los ojos y sonrisa en la boca, nos confiesa: “Mis casi dos años en Byron Bay han sido una de las mejores experiencias de mi vida. Me ha hecho crecer como persona, enriquecerme de otras culturas, forjar grandes amistades de diferentes paises, tener un nivel avanzado de inglés y muchas más cosas. Agradezco haber tomado esa decisión ya que encontré mi pequeño paraíso”.

 

Como Javier, son muchos los españoles que se han sentido atraídos por la influencia bohemia y hippy que se respira en Byron Bay. Desde los años 70, este pequeño pueblo australiano, ha mantenido sus 5.000 habitantes, su contracultura y la esencia del surf. “Observar que la gente caminaba descalza por la calle, incluso en los bancos y supermercados me llamó mucho la atención, a la vez que me trasmitió muy buen rollo. También la vida activa y saludable que se respira, donde a las seis de la mañana hay una gran cantidad de gente surfeando en compañía de delfines a la luz del amanecer. Un verdadero espectáculo”, nos cuenta el joven valenciano.

 

Working Holiday

[Img #21710]En los últimos años, y a causa de la crisis económica, una gran cantidad de españoles se ha mudado a Australia en busca de empleo pese a tener o no conocimiento del idioma inglés. Byron Bay en concreto, un destino muy demandado por su lifestyle. Las dificultades que presentan la mayoría de los jóvenes españoles emigrados es el acceso al mercado laboral australiano, por ello y tras 14 años de negociaciones, el gobierno australiano informó de la creación del visado “Working Holiday”, disponible a comienzos de este año 2015. Hasta entonces, el visado más demandado por los jóvenes españoles ha sido el de estudiante, que permite trabajar veinte horas a la semana y obliga a estudiar otras veinte.

 

Existen también colectivos de jóvenes, como el equipo de AUssieYouTOO, que ayuda a españoles de forma gratuita para su integración en Australia como estudiantes y con acompañamiento de un empleo que ayude a solventar los gastos del día a día. Ofrecen ayuda desde los procesos burocráticos hasta un acompañamiento personal una vez allí. Javier nos cuenta la gran suerte de haber encontrado a este colectivo: “me resolvieron todas mis dudas y me ayudaron a contratar la escuela de Ingles y arreglar el visado, lo que me supuso alrededor de dos meses más o menos. Una vez llegué a Byron los conocí y me facilitaron mucho mi integración allí. Ahora mismo son como parte de mi familia.”

 

Sea por motivos de trabajo, aventura, conocimiento de otro idioma o cultura, lo que está claro es que estos viajes transforman. Amplías la perspectiva de vida en general, logrando experiencias que se quedan con nosotros mismos a lo largo del camino, te permiten vivir tu vida y hacerte cargo de todo para crecer y madurar. Todos los que han pisado la bohemia Byron Bay lo saben.


@Talitubie

Acceda para dejar un comentario como usuario registrado Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas para comentarios
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
360 Grados Press • Términos de uso y aviso legalPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress