Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Óscar Delgado
Miércoles, 22 diciembre 2010
Música

Emprendedores del hard rock

Conocemos la sintonía salvaje de Rock Fucktory en un concierto de apuesta por el sonido grueso y por canciones con sabor a Black Crowes.

[Img #12474]“Tienen algo de Black Crowes”. Las distancias siempre hay que salvarlas y las comparaciones son odiosas. Pero en una cancha como la de la música, en la que pocos acordes quedan por inventar, es inevitable que el curioso observador que asiste a un concierto de noveles con unos ojos novatos trate de poner el oído orientado hacia quienes a pie de escenario saben interpretar los ritmos del repertorio. Así ocurrió en el Loco Club el pasado sábado 18 de diciembre con la actuación de Rock Fucktory, una banda valenciana de nuevo cuño que apuesta por el hard rock como emblema de sus propuestas musicales.

Cuando empiezas una carrera musical y tienes la ocasión de presentar tus temas en una sala mítica, el tiempo apremia. Ocho o diez canciones como mucho que, a unos oídos alejados del machaqueo de las radio fórmulas, suenan  extraños de primeras, sin haber accedido a ellos más que con la curiosidad que te guía conocer la nueva forma de acceder a propuestas vírgenes a través de Myspace (la radio3 del siglo XXI).

Porque ocho o diez temas no dan para mucho, una hora escasa de música. Por eso Rock Fucktory, liderados por Jose, salieron al escenario con la avidez de demostrar que guardan todas las formas que les depara el futuro, todos los nervios de esos primeros bolos que marcan una carrera y toda la poca vergüenza para estar por encima de la situación con una nota que daría el acceso a la universidad de la música si ésta existiera.

[Img #12463]Quizás por la fugacidad del tiempo, los asistentes tuvieron poca capacidad para agradecer los esfuerzos de los componentes de Rock Fucktory sobre el escenario y  la transición forzada entre tema y tema dejó poco espacio para el aplauso. Era más importante ofrecer todo el repertorio, incluido un tema nuevo no incluido en la maqueta grabada por este grupo hardrockero que hizo las delicias de los neófitos en esta materia musical. Si un esqueleto se mueve, si la cerveza se calienta en la mano y terminas con la indumentaria manchada por haber botado sin saber por qué, es porque la novedad escuchada dictó el aplauso.

No es fácil emprender en tiempos de crisis, tampoco en tiempos en los que la música está a la búsqueda de reinventarse y solaparse a los nuevos formatos. No es fácil convertir en mayoría una minoría nostálgica de la vieja usanza rockera, la recogida desde una tendencia ochentera y noventera que ahora parece recuperar latidos de la mano de formaciones de nuevo cuño que pisan el escenario con la fuerza y con las ganas que se necesitan en cualquier ámbito para triunfar. Rock Fucktory ilusiona. Pause.

Rock Fucktory (Jose –voz-, Fede –bacteria-, Charlie y JP –guitarras- y Nino –bajo-). Sala El Loco Club. Erudito Orellana, 12. Valencia. Sábado 18 de diembre de 2010.    

Acceda para dejar un comentario como usuario registrado Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas para comentarios
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
2 Comentarios
Juan Fran
Fecha: Miércoles, 23 febrero 2011 a las 12:58
Estuve escuchando su material por lo menos suena mas auténtico que lo que oímos en los grupos de Valencia. Lástima no haya mas rock en la ciudad.
marco
Fecha: Martes, 25 enero 2011 a las 19:13
yeah!!! ahi esos rockeros!!! que grandes

360 Grados Press • Términos de uso y aviso legalPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress